Aprender a dar una mala noticia haciendo el menor daño posible es fundamental para el médico


El momento más difícil al que se enfrenta el médico en su desempeño profesional es el de dar malas noticias a su paciente, por ello, contar con algunas pautas puede evitar cometer errores y ayudar al enfermo a hacer frente a la información.